1.000 Chistes para partirse

Berto Pedrosa
45

Incluye los siguientes volúmenes:
- 500 Chistes para partirse la caja
- 500 Chistes para partirse el ajete

—Mi vida, ¿este vestido me hace gorda?
—¡Hijo, rápido, trae la cámara! ¡Este elefante me está hablando!

—Estoy fatal de la garganta, estoy que no puedo ni hablar.
—¿Ronco?
—Como una cerda asmática, Lola, pero qué tendrá que ver.

—Mamá, mamá... ¿qué es un travesti?
—Hijo, mamá está en su cuarto.

—Hola, ¿tiene usted una película que se llama "Tu culo está estacionado”?
—¿Sabe el título en inglés?
—Sí. Your ass is park.

¿Cómo maldice un pollito a otro?
Caldito seas. ¡Caldito seas!

—Dígame cuatro palabras en inglés.
—Metro, Goldwyn, Mayer.
—¿Y la cuarta?
—¡Grrrrrrr!

Un tío entra a un bar:
—Me pones 3 cafés. Uno pa mí, otro pa ti, y otro pa tu madre.
El camarero salta la barra, le mete 4 tortas y lo echa.
Al día siguiente se vuelve a presentar…
—Hola otra vez. Otros 3 cafés cuando puedas, por favor. Uno pa mí, otro pa ti, y otro pa tu madre.
El camarero vuelve a saltar la barra y lo cose a golpes. Al otro día…
—¡Hola! Hoy ponme sólo 2 cafés. Uno pa mí y otro pa tu madre, que a ti el café te pone muy nervioso.

El profesor a un alumno.
—Estás expulsado del equipo de paracaidismo.
—¿Por qué?
—Porque no me caes bien.

—¡Mamá, mamá! ¿Qué es la apatía?
—¿Y qué más da? Todos nos vamos a morir.

¿En qué se parece un hombre a un helicóptero?
En que el hombre tiene sesos y el helicóptero se sostiene.

—¿Habla portugués?
—Claro.
—Traduzca "árbol".
—Eu caliptu.

La curiosidad mató al gato…. *A 250 ratones les gusta esto.*

—Oye, Terminator, ¿es cierto que perdiste todos los sentidos?
—Hasta la vista, baby.

—Doctor, ¿qué tengo?
—Espera, te lo digo en inglés. ¿Sabes como se dice "dos más" en inglés?
—Two more.
—Exacto, tienes un two more en el cerebro. Te vas a morir.

¿Cómo termina un elefante a los pies de un roble?
Se sienta en una hoja y espera a que llegue el otoño.

Se abre el telón y se ve a Andrés Inhiesta con un helado y una estampida enorme de gente corriendo hacia él.
Se cierra el telón. ¿Cómo se llama la película?
Aporkalises now.

¿Qué es una mancha azul en la pared?
Un mosca con vaqueros.

—¡Hola! ¿Sabes que he abierto una joyería?
—Pero si no tenías ni un duro…
—¡No, hombre! Con un destornillador.

¿Cómo se congela a un cerdo? Quitándole el edredón.

Odio ser bipolar...
¡Me encanta!

¡He cazado una mofeta! ¡Me la voy a meter en las bragas!
¡¿Pero qué dices?! ¡Que eso huele fatal!
¡Que se fastidie!

—Tus padres han muerto...
—¿Y ahora quién cuida de mí?
—Garnier. Garnier cuida de ti.

—¿Cómo te llamas?
—Jara.
—¡Qué nombre más bonito!
—¿A que ji?

Y así hasta 1.000 :)
Cómpralo, no te arrepentirás.
Read more

About the author

 He creado la mejor selección de chistes de la historia. ¿Que no?

Read more

Reviews

2.7
45 total
Loading...

Additional Information

Publisher
Berto Pedrosa
Read more
Pages
1000
Read more
Read more
Best For
Read more
Language
Spanish
Read more
Genres
Humor / Form / Anecdotes & Quotations
Humor / Form / Jokes & Riddles
Humor / General
Humor / Topic / Adult
Read more
Content Protection
This content is DRM free.
Read more

Reading information

Smartphones and Tablets

Install the Google Play Books app for Android and iPad/iPhone. It syncs automatically with your account and allows you to read online or offline wherever you are.

Laptops and Computers

You can read books purchased on Google Play using your computer's web browser.

eReaders and other devices

To read on e-ink devices like the Sony eReader or Barnes & Noble Nook, you'll need to download a file and transfer it to your device. Please follow the detailed Help center instructions to transfer the files to supported eReaders.
Berto Pedrosa
—Oye, me parece que tenemos química. —Mmm. ¿Ah, sí? ¿Tú crees? 
—Sí, mira tu horario. 

Un amigo a otro amigo: 
—El sexo, la primera vez es como tener una muela que se te mueve. 
—¿Y eso? 
—Duele mucho, ¡pero no quieres que te la saquen! 

¿Qué es verde e invisible? 
La lechuga que está a tu izquierda. 

Llamando a los bomberos: 
—¡Se está incendiando mi casa! 
—Dígame, ¿dónde se originó el fuego? 
—No sé, ¿en la prehistoria? No me jodan, ¡ayúdenme! 

—¡Se ha metido una boa en mi casa! 
—Pues la boa matar, ¡JAJAJA! 
—¡JAJAJAJAAJAA!... ¡Ay, me ha mordido! 
—¡La boa acusar, JAJAJA! 
—JAJAJAJAJ… Me… me muero. 
—Te boa enterrar. 

Le dije a mi abuela que se comprara una tablet para chatear con sus amigas y se ha comprado una Ouija. 

—Déjame mostrarte el paraíso. 
—Adán, guárdate eso. 

—¿Crees en los extraterrestres? 
—No. 
—Yo tampoco, son unos mentirosos esos bastardos. 

Si la policía pillara a la niña del exorcista con una bolsa de cocaína, ¿la detendrían por posesión? 

—¡Como me vuelvas a llamar gorda cojo la puerta y no vuelvo más! 
—No, por el amor de Dios, ¡piensa en el bebé! 
—¿Qué bebe? 
—Eh… ¿No estás embarazada? 

—Mi mujer y yo hemos montado un Telepizza en Uganda. Damos de comer a los negritos. 
—¿A Masais? 
—No, la masa llega ya preparada. 

—¿Cómo es eso que se hace para que no te copien las fotos? 
—¿Una marca de agua? 
—Aquarel. Pero dime lo de las fotos. 

Y así hasta 100... y un regalito.
Berto Pedrosa
 La policía ha encontrado un cuerpo carbonizado sin cerebro y el pene minúsculo. Por favor, envíame un mensaje de texto y dime que estás bien.










¿Cómo se congela a un cerdo? Quitándole el edredón.




El amante perfecto es aquel que te despierta con una taza de café en una mano, una rosa en la otra y seis donuts.




Se muere la suegra:

—¿Qué quiere que hagamos con ella? ¿La incineramos, la embalsamamos o la enterramos?

—Las tres cosas. No corramos riesgos.




Una madre está leyendo en la cocina mientras su marido prepara la comida. Escucha jugar a su hijo en el salón con su tren eléctrico nuevo. Escucha que el tren se detiene y su hijo dice:

—¡A todos los hijos de puta que quieran bajarse, háganlo ahora porque ésta es la úlltima parada! ¡Y a todos los hijos de puta que tengan billete de vuelta y se quieran montar, metan sus putos culos dentro del tren ahora mismo porque vamos a partir ya! La madre entra en el salón y le dice a su hijo:


—Nosotros no usamos esa clase de vocabulario en esta casa. Ahora ve a tu cuarto y te quedas allí durante dos horas. Cuando salgas, podrás volver a jugar con tu tren, siempre que uses un vocabulario agradable y decente.

Dos horas más tarde, el niño sale de su cuarto y comienza a jugar de nuevo con su tren. Pronto el tren se detiene y la madre escucha a su hijo decir:


—Todos los pasajeros que vayan a bajar del tren, por favor, recuerden llevarse todos sus objetos personales consigo. Les agradecemos haber viajado con nosotros hoy y esperamos que el viaje haya sido de su agrado. Esperamos que viajen de nuevo con nosotros la próxima vez.


Luego, el niño prosigue:


—Para aquellos que estén embarcando, les pedimos que coloquen todas sus cosas debajo de sus asientos. Recuerden que está prohibido fumar dentro del tren. Esperamos que tengan un viaje

relajado y placentero.

Entonces, el niño agrega:

—Ah, y para aquellos que estén cabreados por la demora de dos horas, pueden poner las reclamaciones a la hija de puta esa que está en la cocina.


Y así hasta 100 :)

Berto Pedrosa
¿Por qué cierran con llave los baños de las gasolineras?
Porque tienen miedo de que la gente los limpie.

Se ha producido el vuelco de un camión. El camión iba cargado de VIAGRA.
Se han formado colas de hasta 30 cm.

—¡Doctor, doctor! ¡Mi hijo se acaba de tragar un preservativo!
—No se preocupe, voy en seguida —le tranquiliza el médico.
Mientras el médico prepara su maletín, vuelve a sonar el teléfono:
—¡Déjelo doctor, ya he encontrado otro!

—Mamá, mamá... ¿qué es un travesti?
—Hijo, mamá está en su cuarto.

—¡Qué bonito pelo!
—Gracias, es natural.
—¿Qué laza es? ¿Muelde?
—¡JAJAJAJA! Maldito chino, qué cabrón.
—Lo sé, soy telible.

—Cariño, ¿te gustaría que pasáramos un buen fin de semana los dos?
—Sí, mi amor.
—Pues nos vemos el lunes.

Vivimos en un país seguro: Seguro que te matan, seguro que te pegan, seguro que te roban, seguro que te violan, seguro que te estafan…

—¡No entres ahí, imbécil! ¡No entres a esa iglesia! ¡NOOO!
—¿Qué película estás viendo, cariño? ¿Alguna de terror?
—El vídeo de nuestra boda.

—¿Estás llorando?
—No, se me ha metido un "se han terminado las vacaciones" en el ojo.

—Ay, amor, no estaba tan borracho...
—¿¡QUÉ NO!? Tiraste mi pez por el puto water mientras gritabas "¡Regresa con tu padre, Nemo!"

Estoy tan enamorado que voy a poner una tienda de quesos y la voy a llamar "Quesería de mí sin ti".

—Paco, ¿me compras un smartphone?
—¿Y el otro?
—Él otro me va a comprar una tablet.

—¿Qué haces vestido como el perro de Mickey en el entierro de tu abuela?
—Si tú me lo dijiste...
—¡De LUTO, te dije de LUTO!

—Hola, ¿tiene usted una película que se llama "Tu culo está estacionado”?
—¿Sabe el título en inglés?
—Sí. Your ass is park.

En una entrevista de trabajo:
—¿Usted sabe inglés?
—Sí, por supuesto.
—¿Cómo se dice puerta?
—Door.
—¿Y el que las vende?
—Vende Door.

—Oye, ¿tú sabías que Rajoy es presidente de España y Portugal?
—No, yo pensaba que sólo era presidente de España. ¿Por qué lo dices?
—Porque lo han votado 10 millones de españoles i-lusos.

—Hola, te llamo por la cortadora de césped.
—¿Sí? Pues se escucha perfectamente, tío.

Adivina qué es: tiene ojos y no ve, tiene pico y no pica, tiene alas y no vuela, tiene patas y no camina, ¿qué es?
Un pajarito muerto.

¿Cómo maldice un pollito a otro?
Caldito seas. ¡Caldito seas!

Y así hasta 900 :)
Elena Larreal
 Se me va

Elena Larreal
"Soy una persona muy sociable, aunque mis amigas no existan."

Elena, una esquizofrénica no tratada que habla con sus electrodomésticos, conoce a Román, un chico romántico capaz de hablar con los muertos. Pero también conoce a Hombre Misterioso, un joven que asegura haber absorbido durante el embarazo a su hermano gemelo y que tiene la capacidad de ponerla como una moto. Como pasa con todas las cosas buenas de la vida, Elena tendrá que elegir a uno de los dos. O quizá haya otra salida.

Un novela hilarante protagonizada por tres locos de los que te enamorarás.

+

500 Chistes para partirse el ajete
Berto Pedrosa

Incluye los siguientes volúmenes: 
- 100 Chistes para partirse el ajete 
- Otros 100 Chistes para partirse el ajete 
- Y aún otros 100 Chistes más para partirse el ajete 
- Pues aún quedaban otros 100 Chistes buenos para partirse el ajete 
- 100 Chistes inesperados para partirse el ajete 

—Dígame cuatro palabras en inglés. 
—Metro, Goldwyn, Mayer. 
—¿Y la cuarta? 
—¡Grrrrrrr! 

—¿Nivel de inglés? 
—Alto. 
—Diga “arriba en estas ciudades”. 
—Up in these cities. 
—Haga una frase. 
—Me han operado de up in these cities. 

—Mi capitán, ¿sabe usted dónde está el cabo Finisterre? 
—¡Pero cómo puede ser usted tan burro! ¡Está en La Coruña! 
—Bueno. Vale. Pero no hace falta que se ponga así. No sabía que estaba de permiso. 

—¿Sabe usted inglés? 
—Sí. 
—Traduzca “en el autobús”. 
—On the bus. 
—Úselo en una frase. 
—¿On the bus tan guapa? 

—Eres un egocéntrico. 
—¿Yo? ¡Pues anda que yo! 

La mujer al marido: 
—Estoy embarazada. ¿Qué quieres que sea? 
—Mío estaría bien. 

El profesor a un alumno. 
—Estás expulsado del equipo de paracaidismo. 
—¿Por qué? 
—Porque no me caes bien. 

—Mi hijo está yendo a clases de natación. 
—¿Ah, sí? ¿Y que tal lo hace? 
—Pues por ahora nada mal. 

¿En qué se parece un hombre a un helicóptero? 
En que el hombre tiene sesos y el helicóptero se sostiene. 

Un amigo a otro. 
—¿Cuántos cornudos te parece que viven en esta calle sin contarte a ti? 
—¡Cómo sin contarme a mí! ¡Eso es un insulto! 
—Bueno, no te enfades. Vamos, contándote a ti… ¿cuántos te parece que hay? 

Y así hasta 500 :)

+

El Cruce

El Cruce es la nueva novela de ciencia ficción de J. K. Vélez.
Si nunca has leído nada de este autor, échale un vistazo a los primeros capítulos de cualquiera de sus novelas e intenta no engancharte.

Sobre la novela
David es un niño de ocho años que ha perdido a su madre. Una noche sale de casa obligado por una poderosa atracción. Sus pies lo arrastran sin que él pueda evitarlo hacia un turbador encuentro con lo desconocido.
Sigue a David y a su padre en este viaje adrenalínico… si te atreves.
A ver dónde nos lleva todo esto…

Lo que los lectores dirían de esta novela si ya tuviera lectores
- Divertida a rabiar.
- Un viaje alucinante donde la única constante es el cambio.
- Una novela de género que toca todos los géneros sin ser para nada genérica.

Lo que han dicho los primeros lectores
- Un niño especial, situaciones extrañas, un recorrido con sorpresas inquietantes y suspense hasta el último momento. Una estupenda forma de pasar el rato.
Susana Merinero, fotógrafa.

El Cruce, la nueva novela de J. K. Vélez, ya está aquí.

Tres lecturas que disfrutarás de principio a fin.

Berto Pedrosa
Consigue estos dos fantásticos ebooks a un precio excepcional.

1000 Chistes para partirse

Berto Pedrosa

Incluye los siguientes volúmenes:
- 500 Chistes para partirse la caja
- 500 Chistes para partirse el ajete

—Mi vida, ¿este vestido me hace gorda?
—¡Hijo, rápido, trae la cámara! ¡Este elefante me está hablando!

—Estoy fatal de la garganta, estoy que no puedo ni hablar.
—¿Ronco?
—Como una cerda asmática, Lola, pero qué tendrá que ver.

—Mamá, mamá... ¿qué es un travesti?
—Hijo, mamá está en su cuarto.

—Hola, ¿tiene usted una película que se llama "Tu culo está estacionado”?
—¿Sabe el título en inglés?
—Sí. Your ass is park.

¿Cómo maldice un pollito a otro?
Caldito seas. ¡Caldito seas!

—Dígame cuatro palabras en inglés.
—Metro, Goldwyn, Mayer.
—¿Y la cuarta?
—¡Grrrrrrr!

Un tío entra a un bar:
—Me pones 3 cafés. Uno pa mí, otro pa ti, y otro pa tu madre.
El camarero salta la barra, le mete 4 hostias y lo echa.
Al día siguiente se vuelve a presentar…
—Hola otra vez. Otros 3 cafés cuando puedas, por favor. Uno pa mí, otro pa ti, y otro pa tu madre.
El camarero vuelve a saltar la barra y lo cose a golpes. Al otro día…
—¡Hola! Hoy ponme sólo 2 cafés. Uno pa mí y otro pa tu madre, que a ti el café te pone muy nervioso.

El profesor a un alumno.
—Estás expulsado del equipo de paracaidismo.
—¿Por qué?
—Porque no me caes bien.

—¡Mamá, mamá! ¿Qué es la apatía?
—¿Y qué más da? Todos nos vamos a morir.

¿En qué se parece un hombre a un helicóptero?
En que el hombre tiene sesos y el helicóptero se sostiene.

—¡Mamá, mamá! En el colegio me dicen...
—¿Qué diantre te dicen ahora? ¡Me tienes harta!

—¿Habla portugués?
—Claro.
—Traduzca "árbol".
—Eu caliptu.

La curiosidad mató al gato…. *A 250 ratones les gusta esto.*

—Oye, Terminator, ¿es cierto que perdiste todos los sentidos?
—Hasta la vista, baby.

—Doctor, ¿qué tengo?
—Espera, te lo digo en inglés. ¿Sabes como se dice "dos más" en inglés?
—Two more.
—Exacto, tienes un two more en el cerebro. Te vas a morir.

¿Cómo termina un elefante a los pies de un roble?
Se sienta en una hoja y espera a que llegue el otoño.

Se abre el telón y se ve a Andrés Inhiesta con un helado y una estampida enorme de gente corriendo hacia él.
Se cierra el telón. ¿Cómo se llama la película?
Aporkalises now.

¿Qué es una mancha azul en la pared?
Un mosca con vaqueros.

—¡Hola! ¿Sabes que he abierto una joyería?
—Pero si no tenías ni un duro…
—¡No, hombre! Con un destornillador.

¿Cómo se congela a un cerdo? Quitándole el edredón.

Odio ser bipolar...
¡Me encanta!

¡He cazado una mofeta! ¡Me la voy a meter en las bragas!
¡¿Pero qué dices?! ¡Que eso huele fatal!
¡Que se fastidie!

—Tus padres han muerto...
—¿Y ahora quién cuida de mí?
—Garnier. Garnier cuida de ti.

—¿Cómo te llamas?
—Jara.
—¡Qué nombre más bonito!
—¿A que ji?


Y así hasta 1.000 :)
Cómpralo, no te arrepentirás.

+

El Inspirador Mejorado

J. K. Vélez

¿Qué harías si un día al salir de casa descubrieras que en la de los vecinos hay un perro mecánico de ojos encendidos?
¿Qué pasaría si no fueras capaz de recordar quién eres o si fueras consciente de que una fuerza desconocida intenta borrar tu identidad?
¿Aceptarías convivir durante un mes con cinco extraños un poco locos para hacer realidad uno de tus sueños?
¿Y si tu realidad fuera un sueño de locos un tanto extraño?
Y lo más importante de todo... ¿Comprarías esta novela para descubrirlo?

Fragmento:

Entonces me acordé del perro metálico.

Ahora, al solete del mediodía, me parecía que debía haber sido un sueño. Aun así, cerré la puerta del coche y me aproximé a la verja con paso indeciso.

Un par de herramientas para el jardín, una piscina hinchable deshinchada, unas cuantas bolas de billar de un billar de juguete… ¿Unas redes de pescar?

Pero ni rastro del perro con ruedas. Sin embargo, al fondo, junto a la puerta de la cocina, distinguí una caseta para perros. ¿Tendría el perro androide una caseta para perros, como los perros de verdad? Los perros androides si llueve se mojan, como los demás. Una caseta sería lo propio, para evitar un cortocircuito en su cerebro positrónico canino.

Pensé en llamar a la puerta, pero de pronto me di cuenta de que no me acordaba de mis vecinos. ¿Quién vivía junto a mi casa?

Entonces tuve la espeluznante sensación de que tampoco mi casa era mi casa.

Y luego descubrí que yo no era yo.

Descubre la novela más surrealista de J. K. Vélez



Palabras clave: rebaja en el precio ahorra ahorro dinero oferta especial ahorra dinero, consigue uno de los dos libros casi a coste cero gratis gratuito, novela misterio ciencia realismo mágico surrealismo, chistes graciosos chistes cortos chistes buenos y ocurrentes ocurrencias, chascarrillos risa reír reírse humor juegos de palabras chistes para todas las edades, chistes buenos y cortos para contar y compartir en redes sociales, pack ebooks disponible en amazon google play kobo nook press itunes sellfy gumroad payhip smashwords lulu, los mejores ebooks al mejor precio
Elena Larreal
Se me va
Elena Larreal
"Soy una persona muy sociable, aunque mis amigas no existan."

Elena, una esquizofrénica no tratada que habla con sus electrodomésticos, conoce a Román, un chico romántico capaz de hablar con los muertos. Pero también conoce a Hombre Misterioso, un joven que asegura haber absorbido durante el embarazo a su hermano gemelo y que tiene la capacidad de ponerla como una moto. Como pasa con todas las cosas buenas de la vida, Elena tendrá que elegir a uno de los dos. O quizá haya otra salida.

Un novela hilarante protagonizada por tres locos de los que te enamorarás.

+500 Chistes para partirse el ajete
Berto Pedrosa

Incluye los siguientes volúmenes:
- 100 Chistes para partirse el ajete
- Otros 100 Chistes para partirse el ajete
- Y aún otros 100 Chistes más para partirse el ajete
- Pues aún quedaban otros 100 Chistes buenos para partirse el ajete
- 100 Chistes inesperados para partirse el ajete

—Dígame cuatro palabras en inglés.
—Metro, Goldwyn, Mayer.
—¿Y la cuarta?
—¡Grrrrrrr!

—¿Nivel de inglés?
—Alto.
—Diga “arriba en estas ciudades”.
—Up in these cities.
—Haga una frase.
—Me han operado de up in these cities.

—Mi capitán, ¿sabe usted dónde está el cabo Finisterre?
—¡Pero cómo puede ser usted tan burro! ¡Está en La Coruña!
—Bueno. Vale. Pero no hace falta que se ponga así. No sabía que estaba de permiso.

—¿Sabe usted inglés?
—Sí.
—Traduzca “en el autobús”.
—On the bus.
—Úselo en una frase.
—¿On the bus tan guapa?

—Eres un egocéntrico.
—¿Yo? ¡Pues anda que yo!

La mujer al marido:
—Estoy embarazada. ¿Qué quieres que sea?
—Mío estaría bien.

El profesor a un alumno.
—Estás expulsado del equipo de paracaidismo.
—¿Por qué?
—Porque no me caes bien.

—Mi hijo está yendo a clases de natación.
—¿Ah, sí? ¿Y que tal lo hace?
—Pues por ahora nada mal.

¿En qué se parece un hombre a un helicóptero?
En que el hombre tiene sesos y el helicóptero se sostiene.

Un amigo a otro.
—¿Cuántos cornudos te parece que viven en esta calle sin contarte a ti?
—¡Cómo sin contarme a mí! ¡Eso es un insulto!
—Bueno, no te enfades. Vamos, contándote a ti… ¿cuántos te parece que hay?

Y así hasta 500 :)

+

Las reglas del juego: Una aventura de aceitunas asesinas
Myconos Kitomher

Susan, una mujer atrapada en un juego macabro con su grupo de nuevas amigas, se verá obligada a enfrentarse a ellas para salvar la vida de su marido y de sus dos hijos.

Fragmento:
—No sé lo que es, pero Isobel tiene uno. Se lo vi el pasado viernes, durante la partida. Le caminaba por debajo de la piel, le bajaba por el cuello.
—¿Y no dijiste nada?
—Me pareció divertido. Supongo que no estaba en mis cabales.
—¿Y ahora lo estás?
—¡Ahora lo tengo dentro! ¡No es lo mismo, joder!
—A ver, no te muevas. Déjame que lo mire otra vez. Quizá hayan sido imaginaciones mías.
Susan volvió a apartarle el pelo, pero esta vez le metió el cañón de la pistola en el costado.
—No te muevas si quieres conservar las tripas dentro.
—Qué agradable te has vuelto.
—Culpa vuestra.
El bulto había desaparecido. Susan estaba por creer que se lo había imaginado cuando volvió a localizarlo, en medio del cuello. Muy despacio, sin creer que aquello pudiera estar sucediendo realmente, pero consciente de que no soñaba, acercó un dedo al extraño bulto. Era más bien alargado, más o menos del tamaño de una canica, pero con la forma de un melón. Cuando Susan lo palpó con el dedo índice, la cosa echó a correr cuello abajo, abultando la piel a su paso.
—Dios Santo...
—¿Qué pasa?
—Madre mía...
—¡Susan!
—¿No lo sientes? Te… te está bajando.
—¡No siento nada de nada! ¡Déjame parar, no puedo conducir así!

Tres lecturas que disfrutarás de principio a fin.

Berto Pedrosa
¿Por qué cierran con llave los baños de las gasolineras?
Porque tienen miedo de que la gente los limpie.

Se ha producido el vuelco de un camión. El camión iba cargado de VIAGRA.
Se han formado colas de hasta 30 cm.

—¡Doctor, doctor! ¡Mi hijo se acaba de tragar un preservativo!
—No se preocupe, voy en seguida —le tranquiliza el médico.
Mientras el médico prepara su maletín, vuelve a sonar el teléfono:
—¡Déjelo doctor, ya he encontrado otro!

—Mamá, mamá... ¿qué es un travesti?
—Hijo, mamá está en su cuarto.

—¡Qué bonito pelo!
—Gracias, es natural.
—¿Qué laza es? ¿Muelde?
—¡JAJAJAJA! Maldito chino, qué cabrón.
—Lo sé, soy telible.

—Cariño, ¿te gustaría que pasáramos un buen fin de semana los dos?
—Sí, mi amor.
—Pues nos vemos el lunes.

Vivimos en un país seguro: Seguro que te matan, seguro que te pegan, seguro que te roban, seguro que te violan, seguro que te estafan…

—¡No entres ahí, imbécil! ¡No entres a esa iglesia! ¡NOOO!
—¿Qué película estás viendo, cariño? ¿Alguna de terror?
—El vídeo de nuestra boda.

—¿Estás llorando?
—No, se me ha metido un "se han terminado las vacaciones" en el ojo.

—Ay, amor, no estaba tan borracho...
—¿¡QUÉ NO!? Tiraste mi pez por el puto water mientras gritabas "¡Regresa con tu padre, Nemo!"

Estoy tan enamorado que voy a poner una tienda de quesos y la voy a llamar "Quesería de mí sin ti".

—Paco, ¿me compras un smartphone?
—¿Y el otro?
—Él otro me va a comprar una tablet.

—¿Qué haces vestido como el perro de Mickey en el entierro de tu abuela?
—Si tú me lo dijiste...
—¡De LUTO, te dije de LUTO!

—Hola, ¿tiene usted una película que se llama "Tu culo está estacionado”?
—¿Sabe el título en inglés?
—Sí. Your ass is park.

En una entrevista de trabajo:
—¿Usted sabe inglés?
—Sí, por supuesto.
—¿Cómo se dice puerta?
—Door.
—¿Y el que las vende?
—Vende Door.

—Oye, ¿tú sabías que Rajoy es presidente de España y Portugal?
—No, yo pensaba que sólo era presidente de España. ¿Por qué lo dices?
—Porque lo han votado 10 millones de españoles i-lusos.

—Hola, te llamo por la cortadora de césped.
—¿Sí? Pues se escucha perfectamente, tío.

Adivina qué es: tiene ojos y no ve, tiene pico y no pica, tiene alas y no vuela, tiene patas y no camina, ¿qué es?
Un pajarito muerto.

¿Cómo maldice un pollito a otro?
Caldito seas. ¡Caldito seas!

Y así hasta 900 :)
Berto Pedrosa
Consigue estos dos fantásticos ebooks a un precio excepcional.

1200 Chistes para partirse

Berto Pedrosa

Este volumen incluye los títulos:
1000 Chistes para partirse
200 Chistes reducidos a la mínima expresión

—¿Cómo es eso que se hace para que no te copien las fotos?
—¿Una marca de agua?
—Aquarel. Pero dime lo de las fotos.

—El camarero dice que nos vayamos, porque le hemos dicho que el vino de 200 euros está picado.
—¿Cosecha?
—Ya te digo, que nos vayamos dice.

—He visto una peli de Alain Delon por Internet.
—¿On line?
—... Delon. Es un actor.

—No sé si las agujetas que tengo son de cuando fuimos a pescar o por el gimnasio.
—¿Del fitness?
—No hombre, truchas.

¿Los niños del Magreb hacen los debereberes?

—Mi madre tiene un quiste del tamaño de una cuchara.
—¿Sopera?
—En cuanto pueda.

—¿Sabe inglés?
—Por supuesto.
—Traduzca "El perro puede".
—Can can.

Lo que pone: "I'm 16 years old". Lo que leo: ''I'm dieciséis years old".

—Mercedes Benz.
—No, no quiero irz.

– Hola. ¿Cómo te llamas?
– ¡Joaquín!
– ¡Anda, como la serie!
– ¿Qué serie?
– The Joaquín dead.

—"Doctor Muerte, acuda a pediatría”.
—Vaya con el nombrecito.
—Sí. Da mal rollo. Entre nosotros solemos llamarlo ”donde los niños”. Mucho mejor.

—Voy a ir al Mercadona y me meteré naranjas en el bolso.
—¡¿Podrías?!
—No, hombre, de las buenas.

—¿Qué tal tu viaje por Grecia?
—Muy bien, pero Creta... ¡un asco!
—¿Un asco Creta?
—No, gracias, ya he cenado.

—Compadre, ¿tú eres de vomitar?
—No, yo soy de Vodafone.

—¿Qué te apuestas a que hago una tortilla haciendo el pino puente?
—¡¡No hay huevos!!
—¡Ah!, pues entonces nada...

—¿Ha visto usted como toca mi hijo el violín? ¿Qué le parece su ejecución?
—Hombre, ejecutarlo me parece excesivo, pero dos tortas sí que le daba…

—Veo en su currículum que sabe inglés. ¿Sabría decirme cómo se dice mirar?
—Look...
—Muy bien, ¿podría construir una frase?
—Look, yo soy tu padre...

—¿Nivel de inglés?
—Alto
—De acuerdo, haga una frase con “Christmas".
—Como no me des el trabajo, te parto la Christmas...

—¿Qué te pongo?
—Un cubata.
—¿Ron?
—¿Harry?
—¡Dios mío, qué sorpresa!
—¡Qué haces de camarero!
—Me aparecí aquí. ¿Cómo está Hermione?

—Sólo me he tomado una cerveza, princesa. ¿Te puedo llamar princesa?
—No.
—Está bien. Sólo me he tomado una cerveza, Agente.

—¿Cómo te llamas?
—Jara.
—¡Qué nombre más bonito!
—¿A que ji?

Odio ser bipolar...
¡Me encanta!

—Amor, ¿este vestido me hace gorda?
—No, mi amor, lo que te hace gorda es toda esa grasa.

—¡Soldado Gutiérrez!
—¡Diga, mi capitán!
—¡No lo vi en las pruebas de camuflaje!
—¡Gracias, mi capitán!

—Tu belleza es de otro mundo.
—Ay, ¿en serio?
—Sí, del planeta de los simios, por ejemplo.

—Perdone, ¿el doctor Ferrán?
—En el despacho contiguo.
—¡¿Conmiguo?! ¿Cómo es posiblue?

Esto es sólo una muestra, 26 chistes de los 1200 que encontrarás en este volumen. Cómpralo, no te arrepentirás.



+


El inspirador Mejorado

J. K. Vélez

¿Qué harías si un día al salir de casa descubrieras que en la de los vecinos hay un perro mecánico de ojos encendidos?

¿Qué pasaría si no fueras capaz de recordar quién eres o si fueras consciente de que una fuerza desconocida intenta borrar tu identidad?
¿Aceptarías convivir durante un mes con cinco extraños un poco locos para hacer realidad uno de tus sueños?
¿Y si tu realidad fuera un sueño de locos un tanto extraño?
Y lo más importante de todo... ¿Comprarías esta novela para descubrirlo?
©2017 GoogleSite Terms of ServicePrivacyDevelopersArtistsAbout Google
By purchasing this item, you are transacting with Google Payments and agreeing to the Google Payments Terms of Service and Privacy Notice.